RSS

El increíble viaje de un Explorador del siglo XX

20 Oct

La llegada del hombre al Nuevo Mundo a través del océano siempre causó muchas dudas. ¿Cómo fue posible que hicieran largos viajes por mar en naves primitivas?… En una aventura por la verdad el arqueólogo noruego, Thor Heyerdahal, demostró que bien pudieron ser:

El Origen del hombre americano ha sido uno de los Enigmas y Misterios que han fascinado a muchos investigadores. La teoría de la llegada del Hombre al Nuevo Mundo a través del océano siempre causó muchísimas dudas. ¿Cómo fue posible que el Hombre realizara largos viajes por el mar en naves primitivas?…

En 1947, el arqueólogo noruego Thor Heyerdahl quiso demostrar que el hombre atravesó el Océano Pacífico en balsa. Con su kon-tiki, copia exacta de una balsa primitiva inca, partió de la costa peruana para arribar a Polinesia. Fue un recorrido de 4,625 millas durante 101 días, con el cual demostró la posibilidad de los viajes migratorios por mar y probó la influencia de la antigua civilización polinesia en la cultura peruana. En 1969, el doctor Heyerdahl volvió a hacerse a la mar, esta vez en un barco construido con juncos y llamado Ra en honor del dios solar egipcio.

El Ra fue remolcado desde la zona de las pirámides en Egipto, donde se construyó de acuerdo con las descripciones encontradas en las zonas arqueológicas del lugar, hasta el puerto marroquí de Safi, de donde zarpó. El doctor Heyerdahl esperaba que la corriente oceánica arrastrara la nave hacia el sudoeste, para encontrar ahí otra corriente que lo llevara al oeste a través del Océano Atlántico. Una vez en este mar, llegaría a las Antillas después de 45 días y de ahí a la península de Yucatán. Sin embargo, el Ra no llegó a su destino, no porque el viaje no se pudiera realizar, sino porque el arqueólogo no había tenido en cuenta una característica muy importante de las construcciones navales del Antiguo Egipto: un objeto que él creyó que era solamente un adorno de las naves egipcias, en realidad era un ingenioso dispositivo que permitía a la embarcación de papiro permanecer a flote. Este fracaso no logró hacer que el doctor Heyerdahl renunciara a hallar la explicación de la semejanza entre la cultura egipcia y las civilizaciones precolombinas, en especial la maya y la inca, por lo que se construyó el Ra II en Marruecos, pero esta vez con la ayuda de los indios aymará de Bolivia, quienes emplean una técnica de construcción parecida a la egipcia. El 7 de mayo de 1970, la rústica embarcación fue botada y bautizada en el puerto de Safi, bajo el nombre de Ra II, en honor del dios sol. Los intrépidos aventureros-científicos que navegaron en el Ra II fueron: Norman Baker (41 años), ingeniero civil estadounidense y el único marino de la nave; el antropólogo mexicano Santiago Genovés (46 años); Carlos Mauri, alpinista italiano (40); el físico Yuri Senkevitch, de Rusia (33 años); el buzo egipcio George Sourial (30 años); el camarógrafo japonés Kei Ohara (40 años) y el hombre de negocios Madani Ait Ouhanni, de Marruecos. Todos estos hombres sobrevivieron en su jornada solamente con los recursos que el mar ofrece, en un viaje de 3,700 millas durante 57 días, dependiendo para su desplazamiento, de las corrientes marítimas y del viento, “No pude haber tenido mejores compañeros”, escribió el doctor Heyerdahl en su bitácora de navegación. “El equipo de trabajo multinacional es perfecto… nunca hubo problemas raciales, nacionales, políticos o por diferencias religiosas. “Casi al terminar el día 57 de navegación, pude oler el perfume del pasto”, continúa el arqueólogo. “Cuatro aeroplanos y 50 botes pequeños nos dieron la bienvenida en Bridgetown, Barbados. En el puerto, intacto y con honor, el Ra II se mantenía como el día en que fue botado, aún con todo su papiro sin romper”.

¿Será Nuestro Origen?

La teoría se había probado; es posible que los egipcios hayan navegado hacia América, que los habitantes del Medio Oriente estuviesen en nuestro continente, y que, quizás, éste sea el origen del hombre americano. Por ser un científico con gran vigor e imaginación, el doctor Thor Heyedahl logró basar, con la experiencia, sus teorías. Cree que las civilizaciones de América fueron influenciadas por las culturas del Mediterráneo cuando éstas se estaban extendiendo a través de Gibraltar hacia las costas del Atlántico. Su aventura ha sido prueba indudable de las rutas y medios de difusión de estas culturas orientales.

En su vida dedicada a la investigación, narrada en muchos libros y artículos de revistas, el doctor Thor Heyerdahl ha tenido el reconocimiento de 12 países. Lo admirable del espíritu de este arqueólogo noruego es que su afán de conocimiento no tiene límite; el hecho de haber realizados estas increíbles y asombrosas hazañas no lo ha dejado satisfecho, por lo que sus investigaciones arqueológicas continúan y siguen probando teorías.

 
 

Etiquetas: , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: