RSS

EL FANTASMA DEL VIEJO RESTAURANTE SAN MARCO

09 Jul

Por: Jose Manuel García Bautista

EL FANTASMA DEL VIEJO RESTAURANTE SAN MARCO

Respiramos aire fresco en plena calle Laraña, el recorrido es intenso en esta ruta de casas y edificios encantados de Sevilla y cruzado el ecuador de los mismos vamos a caminar un poco más adelante. Avancemos hacaa la cercana calle Cuna, entre palacetes de la nobleza superviviente hoy día en Sevilla y comercio de larga tradición. Nos detendremos en el local que ocupaba el restaurante San Marco, y si en Viandas –hoy El Perro Viejo- se comía bien, en aquel San Marcos la calidad de sus platos destacaba sobremanera. Dicen de este bello local, bellamente decorado, que en su interior también habita uno de esos visitantes del más allá, no sabemos si a modo de rumor o la historia tiene base justificada, pero el molesto inquilino gusta de asustar de vez en cuando a sus trabajadores.

Este restaurante San Marco pertenecía antaño a un conjunto palaciego de los siglos XVII-XVIII; su disposición interna delata una arquitectura antojadiza llena de recovecos y habitaciones imposibles. En su interior, cuentan, se habría aparecido un ser etéreo, fantasmal, translúcido, que con un andar inquieto dejó ver su poblada barba y escuálido aspecto… El sufrido camarero que lo vio no tuvo el suficiente valor como para seguir en el piso superior y emprendió una vertiginosa carrera que detuvo al saberse acompañado. El crujir de la madera o el quebranto del tiempo en sus viejas vigas de madera hacen que esta historia a caballo entre lo real y lo imaginario haga que su víctima aún le conceda más verosimilitud. Sea cierto o no este nuevo suceso paranormal, le animamos a entrar en este magnífico restaurante y degustar sus platos, sólo por ello merece la pena la visita. Tal vez esté relacionado con el pasado del Palacio de la Condesa de Lebrija, anexo edificio que también tiene mucha historia del otro lado.

El restaurante cerró sus puertas al público y en su lugar, hoy, podemos encontrar una meca del flamenco en la ciudad, quién sabe si al fantasma le va más el arte de esta tierra que la sabrosa gastronomía italiana. Los fenómenos siguen vivos…

Copyright © Jose Manuel García Bautista 

Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin autorización expresa del autor bajo penas según dispone la Ley vigente.

Anuncios
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: