RSS

Archivo del Autor: jBlog Jose Manuel García Bautista

Acerca de jBlog Jose Manuel García Bautista

Blog personal de Jose Manuel García Bautista, en el que tendrá espacio todo lo respectivo a su trabajo como divulgador, y escritor, así como sus últimas investigaciones y programas en los medios de comunicación.

LOS SECRETOS DE LA VIRGEN DE GUADALUPE

LOS SECRETOS DE LA VIRGEN DE GUADALUPE

Por: Jose Manuel García Bautista

La historia de la Virgen de Guadalupe es sin duda apasionante, de aquellas que a uno le despierta los sentimientos y la curiosidad por que encierra mucho de Historia y de Misterio.

Existía en el valle de México un lugar llamado como el cerro del Tepeyac que despetaba una gran devoción religiosa. Se ubicaba, y ubica, en la ribera occidental del lago de Texcoco, donde –curiosamente- se encontraba el templo de la diosa Coatlicue o Teteoinan (madre de los dioses), también llamada Tonantzin (nuestra Venerable Madre). Recibía un gran culto y un gran número de fieles pero durante la Conquista de México por parte de las tropas de Hernán Cortés el templo fue destruido con la intención de erradicar su culto en el proceso de evangelización de aquellas tierras y de aquellos “indígenas” que sin dudas eran más civilizados que aquellas hordas invasoras. Así en su lugar, en el Tepeyac, la orden franciscana erigió una ermita hacía el año 1530. Los indígenas acudían a aquel lugar a adorar a una Virgen María (la madre de Dios, curiosa analogía con el anterior culto pagano) pintada, culto que prosiguió hasta nuestros días teniendo una gran devoción en tierras mexicanas.

Cuenta su historia que la Virgen de Guadalupe se aparece en el año 1531, coincidiendo con el décimo aniversario de la toma de México-Tenochtitlan por parte de la corona de España. Según cuentan las crónicas del “Nican Mopohua” en náhualt escrito por Luis Lasso de la Vega en ese año se produce la aparición de la Virgen en el cerro del Tepeyac, parece que pudo haber existido una remodelación de la ermita y de su imagen a cargo del arzobispo Alonso de Montúfar en el año 1555 correspondiéndose con los registros aparicionistas de la Virgen de entre 1555 y 1556, esto refrendado por lo “Diarios de Juan Bautista” y los “Anales de México y sus alrededores” .

En el siglo XVII Domingo Francisco Chimalpahin Quauhtlehuanitzin sitúa este hecho en el año 1556 de esta forma: “Año 12-Pedernal, 1556 años. Iba quedando bien doblado y fuerte el muro de piedra que daría la vuelta a toda la ciudad de México. Para la obra hicieron reunir a toda la gente de todos los pueblos del rumbo, por orden de los jefes y según disposiciones de don Luis de Velasco, Visurrey. Así pudo terminarse la muralla. También entonces ocurrió la aparición, dicho sea con respeto, de nuestra querida madre, Sancta María de Guadalupe en el Tepeyácac”.

No por fruto del azar aquella imagen mariana, y cristiana, siguió siendo llamada Tonantzin y era motivo de peregrinaciones y romerías, así los españoles decidieron llamarla como Virgen de Guadalupe, como la patrona de Extremadura, de donde procedían muchos de aquellos rudos conquistadores.

Entre tanto muchos indígenas creían que la imagen era milagrosa por que la había pintado un indígena llamado Marcos y ello, según la Iglesia, confundía al devoto… Todo estaba dentro de una lucha dentro de la “misión” evangelizadora de los franciscanos y el poder eclesiástico en las nuevas tierras del Imperio español.

Así el arzobispado de México decidió proseguir con el culto a la imagen pese a la oposición de los frailes, Francisco de Bustamante o Bernardino de Sahagún, seguían esta corriente de oposición, este último recogía en su “Historia general de las cosas de la Nueva España” de 1576: “Cerca de los montes hay tres o cuatro lugares donde solían hacer muy solemnes sacrificios, y que venían a ellos de muy lejanas tierras. El uno de estos es aquí en México, donde está un montecillo que se llama Tepeacac, y los españoles llaman Tepeaquilla y ahora se llama Nuestra Señora de Guadalupe; en este lugar tenían un templo dedicado a la madre de los dioses que llamaban Tonantzin, que quiere decir Nuestra Madre; allí hacían muchos sacrificios a honra de esta diosa, y venían a ellos de muy lejanas tierras […]; y ahora que está allí edificada la iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe también la llaman Tonantzin tomada ocasión de los predicadores que a Nuestra Señora la Madre de Dios la llaman Tonantzin. De dónde haya nacido esta fundación de esta Tonantzin no se sabe de cierto, pero esto sabemos de cierto que el vocablo significa de su primera imposición a aquella Tonantzin antigua, y es cosa que se debía remediar porque el propio nombre de la Madre de Dios Señora Nuestra no es Tonantzin sino Dios y Nantzin; parece esta invención satánica para paliar la idolatría debajo la equivocación de este nombre Tonantzin y vienen ahora a visitar a esta Tonantzin de muy lejos, tan lejos como de antes, la cual devoción también es sospechosa, porque en todas partes hay muchas iglesias de Nuestra Señora, y no van a ellas, y vienen de lejanas tierras a esta Tonantzin como antiguamente”.

La historia de la aparición de la Virgen de Guadalupe es apasionante, en el “Nican Mopohua” se afirma que un testigo de la aparición fue fray Juan de Zumárraga que posteriormente, en 1533, sería obispo de México. La primera aparición se produce el 9 de Diciembre de 1531 al indígena Juan Diego Cauhtlatoatzin, un converso mexica en el cerro del Tepeyac, allí la Virgen de pide al indígena que se construya un templo en aquel lugar. Asustado Juan Diego corre a contarle su experiencia a Juan De Zumárraga quién no lo cree refutándole la aparición y exigiéndole pruebas de ello. Juan Diego acude al cerro donde se le vuelve a aparecer la Virgen quién participe de la petición del fraile pide al mexica converso que corte unas rosas de castilla del cerro, de una zona seca e inhóspita. El indio así lo hizo y las guardó en su ayate, en su túnica. Regresó a enseñar la prueba al frailes desplegando el ayate para comprobar como grabado en el basto tejido se encontraba una imagen de la Virgen, la misma Señora que se le apareció al indio en el cerro del Tepeyac, una imagen plana –como dibujada o pintada- mientras las rosas caían por la estancia del asombrado ciervo de Dios… Desde aquel día el culto, oportuno para los cristianos, a la imagen del Tepeyac su multitudinario.

Para muchos en 1531 todo aquello no era más que un sincretismo con la diosa mexica Tonantzin, un culto encubierto que ya se celebraba en el cerro del Tepeyac tal y como narra Fray Bernardino de Sahagún: “Cerca de los montes hay tres ó cuatro lugares donde solían hacer muy solemnes sacrificios, y que venían a ellos de muy lejanas tierras. El uno de estos es aquí en México, donde está un montecillo que se llama Tepeacac, y los españoles llaman Tepeaquilla, y ahora se llama Nuestra Señora de Guadalupe. En este lugar tenían un templo dedicado a la madre de los Dioses, que ellos la llamaban Tonantzin, que quiere decir nuestra madre. Allí hacían muchos sacrificios a honra de esta diosa, y venían a ellos de muy lejanas tierras, de más de veinte leguas de todas estas comarcas de México, y traían muchas ofrendas: venían hombres y mujeres y mozos y mozas”.

Igualmente en los Escritos de Puebla afirma Fray Bernardino de Sahagún: “Era grande el concurso de gente en estos días; y todos decían «vamos a la fiesta de Tonantzin»; y ahora que está allí edificada la Iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe, también la llaman Tonantzin, tomando ocasión de los predicadores, que a Nuestra Señora la Madre de Dios la llaman Tonantzin. De dónde haya nacido esta fundación de esta Tonantzin no se sabe de cierto; pero esto sabemos de cierto, que el vocablo significa de su primera imposición a aquella Tonantzin antigua; y es cosa que se deberá remediar porque el propio nombre de la Madre de Dios, Señora nuestra, no es Tonantzin sino Dios y Nantzin. Parece esta invención satánica para paliar la idolatría debajo la equivocación de este nombre Tonantzin y vienen ahora á visitar á esta Tonantzin de muy lejos, tan lejos como antes; la cual devoción también es sospechosa porque en todas partes hay muchas Iglesias de Nuestra Señora y no van a ellas, y vienen de lejanas tierras a esta Tonantzin como antiguamente”.

Estos textos sirvieron para que la figura del indio Juan Diego fuera elevada a los altares por su santidad siglos después.

Así, no exento de controversias y riñas el culto se mantuvo, mientras la poderosa figura de la Virgen de Guadalupe era ajena a esas trivialidades y continuaba una labor milagrosa en toda la zona.

En 1929 el fotógrafo oficial de la antigua Basílica de Guadalupe, Alfonso Marcué, descubrió que en la imagen de la Virgen, en su ojo derecho parecía existir la figura de un hombre con barba… Aquello parecía sólo fruto del azar pero realizó un estudio más concienzudo, inspecciones y estudios ópticos hasta que no había ninguna duda: ¡la imagen existía! Y se informó a las autoridades eclesiásticas, pidiéndose absoluto silencio sobre todo ello.

El 29 de Mayo de 1951, José Carlos Salinas Chavez, dibujante, percibe el mismo rostro que Marcué veinte años antes… Reflejado en el ojo izquierdo…¿Cómo podía ser? El ojo derecho y el ojo izquierdo contenían imágenes comportándose de forma muy similar al ojo humano pero ¡en una pintura!…o presunta pintura de la Virgen como aún lo consideraban.

La imagen comenzó entonces todo un proceso de verificación llegando a conclusiones asombrosas, la primera fue la no existencia en la imagen original de pigmentos pictóricos en la tilma o ayate de Juan Diego, por lo que parecía, y parece, de origen milagroso. Diferente son los restos de pinturas en los añadidos que tiene la imagen.

La segunda sorpresa fue el estado de conservación del ayate, una prenda de muy corta duración y que sin embargo a ésta la contemplaban ya casi 500 años… cinco siglos al servicio del devoto y del fiel…Era, y es, asombroso.

Más de una veintena de oftalmólogos han examinado la imagen como el prestigioso Dr. Javier Torroella Bueno, el 27 de marzo de 1956. En su análisis este médico mexicano certifica la presencia del triple reflejo (Efecto de Samson-Purkinje) “característico de todo ojo humano normal vivo” y afirma que “las imágenes resultantes se ubican exactamente donde deberían estar según el citado efecto, y también que la distorsión de las imágenes concuerda perfectamente con la curvatura de la córnea”.

El oftalmólogo, Rafael Torrija Lavoignet, volvió a examinar los de la imagen ya con mas detenimiento utilizando un oftalmoscopio. El Informe Lavoignet da fe de la existencia de la figura humana en las córneas de ambos ojos, en ellas se evidencia “la ubicación y distorsión propias de un ojo humano normal, notando además una inexplicable apariencia “viva” de los ojos al ser examinados”.

El doctor José Aste Tonsman, en 1979, inició un nuevo estudio sobre los ojos de la imagen trabajando para IBM en procesamiento digital de imágenes, imágenes de alta calidad digitalizadas directamente de la tilma guadalupana, Tonsman descubrió además del primer busto humano cuatro figuras mas en ambos ojos. El descubrimiento fue un hallazgo importantísimo que hablaba a las claras del milagro de la Virgen en el cerro del Tepeyac. Tonsmann publicó sus estudios sobre los ojos en la tilma con completos detalles y fotografías. La conclusión más importante fue la del mensaje en forma de imágenes que dejó la aparición del Tepeyac en la tilma para que las generaciones venideras utilizando la moderna tecnología pudieran descubrirla, fue lo más inquietante… Según Tonsman en los ojos se aprecia: “la imagen de una familia presente en el centro de los ojos de la Virgen. Se muestra varias figuras humanas que parecen constituir una familia, incluyendo varios niños y un bebé llevado en la espalda por su madre como se acostumbraba en el siglo XVI, aparece en el centro de la pupila de la Virgen, como centro de su mirada”.

La imagen de la Virgen de Guadalupe, en sus ojos, nos muestra pues la imagen impresa y detallada de trece personajes. Esos mismos personajes están presentes tanto en el ojo izquierdo como en el derecho, en diferentes proporciones, como sucede en los ojos de un ser humano que refleja los objetos que tiene en frente. Todo ello en sus dimensiones microscópicas sobre el iris y las pupilas de los ojos.

Según el Dr. Aste Tönsmann a Zenit: “nos encontramos ante una imagen que no ha sido pintada con mano de hombre”. En 1979 los norteamericanos Philip Callahan y Jody B. Smith sometieron a estudio la imagen con rayos infrarrojos y descubrieron que no había huella de pintura y que el tejido no había sido tratado con nada que lo conservaran.

El premio Nobel en Química, Richard Kuhn, realizó análisis químicos en cuyo informa final afirmaba: “la imagen no tiene colorantes naturales, ni animales ni mucho menos minerales. Dado que en aquella época no existían los colorantes sintéticos, la imagen, desde este punto de vista, es inexplicable”.

El Dr. Aste Tönsmann prosigue: “Cahallan y Smith han mostrado cómo la imagen cambia ligeramente de color según el ángulo de visión, un fenómeno que se conoce con el término de iridescencia, una técnica que no se puede reproducir con manos humanas”, además: “ en los ojos de la Virgen se encuentran reflejados los testigos del milagro guadalupano, el momento la que Juan Diego mostraba el ayate al obispo. Los ojos de la Virgen tienen así el reflejo que hubiera quedado impreso en los ojos de cualquier persona en esa posición. Se puede intuir un indio sentado, que mira hacia lo alto; el perfil de un hombre anciano, con la barba blanca y la cabeza con calvicie avanzada, como el retrato de Juan de Zumárraga realizado por Miguel Cabrera para representar el milagro; un hombre más joven, con toda probabilidad el intérprete Juan González; un indio de rasgos marcados, con barba y bigote, que abre su propio manto ante el obispo, sin duda Juan Diego; una mujer de rostro oscuro, una sierva negra que estaba al servicio del obispo; un hombre de rasgos españoles que mira pensativo acariciándose la barba con la mano.

Por el contrario en el año 2002 el restaurador de arte José Sol Rosales examinó la imagen con técnicas de estereomicroscopía encontrando: sulfato de calcio, ollín de pino, en colores blanco y azul, y tierras verdes (suciedad), redes hechas de carmín y otros pigmentos, también oro. Según el restaurador: todos estos elementos eran materiales y métodos consistentes con los del siglo XVI en materia de pintura.

En 1999 el arzobispo de México, Norberto Rivera Carrera, mandó estudiar la imagen hallando en aquel estudio tres capas de pintura: “al menos una de la cual tenía iniciales pintadas sobre ella”, es decir: firmada. Al igual encontró muchas similitudes con la imagen de la Virgen de Guadalupe de Extremadura.

El Dr. Garza Valdés afirmó: “que la tela en donde fue pintada la imagen era de cáñamo e hilo, no de fibras de agave como se creía” aunque fue revocado por el también Dr. Gilberto Aguirre quién creía muy forzadas las conclusiones del Dr. Garza Valdés.

Igualmente se habla de otras imágenes similares a la de la imagen de la Virgen de Guadalupe como la del pueblo del estado de Morelos, Tlaltenango, donde apareció una imagen muy similar llevada por dos desconocidos (¿un nuevo milagro?) y cuya caja desataba un fuerte aroma a rosas y sándalo La imagen ha sido venerada desde el 8 de Septiembre de 1720, siendo aceptada como una aparición por las autoridades católicas locales.

Y es que la imagen de la Virgen de Guadalupe, como la Sábana Santa de Turín, no está exenta de polémicas y verdades, aunque se realidad se pueda comprobar todos los días en el antiguo Cerro del Tepeyac rodeada de miles de fieles.

 

¿HUBO MUJERES TEMPLARIAS?

¿HUBO MUJERES TEMPLARIAS?

Por: Jose Manuel García Bautista

Las reglas de las antiguas órdenes monástico-militares eran muy estrictas, tanto que se castigaba con la muerte a aquellos que fueran en contra de las normas establecidas dentro de ellas.

Son los textos históricos los que nos indican que no hubo mujeres templarias entendiendo a tales como aquellas damas templarias instruidas en el arte de la guerra, por contra si existieron mujeres piadosas que seguían a los caballeros templarios y que se encargaban de la labores de enfermería, costura, ganadería y cultivos. Inicialmente se indica que eran monjas, religiosas, las ocupadas de ello y también existe la vía de entender a estas como colaboradoras de los caballeros templarios en tareas en donaciones y encomiendas. En una sociedad tan feudalizada y machista no era concebible de una mujer guerrera o “dama templaria” pues el único caso de mujer al mando de un ejército lo tenemos en Juana de Arco y la polémica le atenazó hasta la hora de su muerte. Otro ejemplo de cooperadora de los templarios lo tenemos en una dama de nombre Azalais, dama de Rosellón, que se entregó “en cuerpo y alma” a Dios y a la Santa Caballería de Jerusalén entregando para ello su feudo en Villamolaque.

Las cooperadoras templarias tenían una relación indirecta con el Temple pues se encargaban de tareas caritativas y de recolección de donativos entre los nombres, como el caso de Juana, viuda de Ricardo de Chaldefelde de Inglaterra, la cual entregó sus votos como dama ante el Archidiácono de Wilshire, o la religiosa madre Inés, abadesa de Camaldules de Saint-Michael del Erno que afilió su persona y su comunidad para ayuda de la Orden Templaria. Así pues tuvieron un papel de segunda línea pero nunca tomando armas.

No obstante hay un documento que habla del coraje de aquellas acompañantes de los templarios, es en la batalla de las Navas de Tolosa, en dicho documento, árabe, se puede leer: “los contingentes templarios lucharon con gran coraje estimulados por las hazañas de sus compañeras” (documento árabe del siglo XIII del cronista Ibn Abi Zar), aunque la realidad es que es puesto en duda o, tal vez, se refieran al empeño en sus otras tareas ya indicadas.

Las mujeres tenían un papel fundamental dentro de la escala de creencias templarias, la defensa y veneración de la Virgen María o María Magdalena era fundamental, así pues la posibilidad de la existencia de “damas templarias” es alta siempre y cuando se acepte que su papel no era el mismo que los caballeros así como sus funciones.

En la propia regla de los templarios existía un texto en el que, dentro de sus artículos, se podía leer: “(…) de ahora en adelante, que ninguna dama sea admitida como hermana en la casa del Temple (…)” esto da a entender que en los primeros años de existencia de la Orden pudo haber “damas” que realizaron diferentes labores teniendo la consideración de “afiliadas” pero nunca como parte de pleno derecho de la Orden.

Hoy día los historiadores especializados en las conocidas como “Damas Templarias” tienen pocas dudas que se trataban realmente de monjas viviendo al margen de los hombres y con los que no tenían, obviamente, contacto carnal, incluso no poder besar a un mujer bajo la pena de la expulsión de la Orden Templaria.

Hoy día es usual ver dentro de las diferentes órdenes neo-templarias a “damas” en sus formaciones, el tiempo ha modificado las normas internas y muchas de estas derivadas de aquellas de antaño han rectificado sus planteamientos. En la actualidad las mujeres también disfrutan de este afán por conocer más, y mejor, los secretos y vida de los Templarios.

 

EXPERIENCIA OVNI DE UN PILOTO MILITAR

EXPERIENCIA OVNI DE UN PILOTO MILITAR

Por: Jose Manuel García Bautista

El fenómeno OVNI tiene en los denominados “testigos de élite” a su máxima expresión en cuanto a testimonios de personas de alta cualificación que han tenido un encuentro cercano con Objetos Voladores No Identificados. Por todo ello a esos profesionales (pilotos comerciales o de combate, militares, policías, guardias civiles…) cuando se expresan sobre ello se les concede tanta importancia y credibilidad.

Lo que a continuación les voy a transcribir es una carta “Confidencial” que tengo en mi archivo que hoy me atrevo a dar a conocer públicamente, la escribe una de esas personas cuyo testimonio es de gran importancia y su credibilidad más allá de toda duda.

Recibí esta carta manuscrita en la redacción de una de las emisoras de radio donde hago mis programas y su contenido es, cuando menos, sorprendente:

“Me dirijo a usted de mi puño y letra porque considero la manera de manifestarle mi admiración por usted y sus investigaciones en el mundo de lo paranormal. El no hacerlo mediante ordenador o correo electrónico, es porque no quiero dejar huella alguna del contenido de esta carta.

Le pido disculpa por no identificarme con mi nombre y apellidos pues mis circunstancias personales no son las mejores. SOY MILITAR y como usted sabe, el hermetismo en todo lo referente al tema OVNI es férreo lo que a continuación voy a contarle, son sucesos muy recientes y los sucesos desclasificados como Expedientes X por parte del ejercito son poco frecuentes y le puedo decir que los vividos por mi persona así como por compañeros de profesión son de lo más cotidiano.

Tengo muchas horas de vuelo y experiencia como piloto de combate en aviones: Mirage FI, Mirage FIII, F-18 y actualmente piloto un Eurofighter en el Ala (omitimos) del Ejercito del Aire Español en la Base de Morón de la Frontera (Sevilla).

He vivido encuentros con naves cuya tecnología (en cuanto a velocidad de maniobra) le puedo asegurar que su procedencia no son ninguna potencia mundial conocida, así como tamaños que escapan a cualquier nave construida por el hombre.

El cielo es frecuentado a diario por bólidos, globos sonda, multitud de fenómenos atmosféricos que por la reflexión de los rayos del sol provocan infinidad de fenómenos luminosos pero que nada tienen que ver con las naves antes referidas.

Un avión como el F117 (invisible al radar) pues sus ecos no son reflejados así como una velocidad de 995 Km/h o tamaño que son incomparable con una nave de procedencia desconocida tampoco puede engañar a un piloto de combate de muchas horas de vuelo en su haber.

El avión que actualmente piloto como antes le comenté es un Eurofighter (Typhoon). El mejor calificativo que le define es simplemente PERFECCIÓN, su igualdad, maniobrabilidad y velocidad 2.490 Km/h (2,4 match), al lado de naves que he perseguido durante vuelos de interceptación me han hecho sentir que nada podía hacer contra ellas pues ni de lejos podía acercarme a ellas.

He visto naves de diferentes estructuras metálicas (cilíndricas, oval y en forma de trapecio), lo que más me sorprendía es que pese a darte pasadas a una velocidad descomunal a los lados del avión o bien delante, no emitían ningún tipo de ruido. He visto desarrollar maniobras impensables y que ningún avión puede realizar así como desaceleraciones que cualquier avión haría que entrara en barrena (caída en picado). En cuanto a la luminosidad que estas naves emiten, le puedo asegurar que no he visto una intensidad y potencial tan grande en toda mi vida.

A continuación paso a informarle de dos sucesos que he vivido muy recientemente, (ambos de noche), referente a alertas de objetos no identificados y que invadieron el espacio aéreo Andaluz, afectando por ello la seguridad del tráfico aéreo.

El próximo ocurrió la madrugada del día 29de Enero de 2012 a las 3:40 GTM. El radar de control de seguridad civil dio aviso al Oficial del Radar Militar de vuelo que hacia guardia en ese momento. Aviones que hacían rutas comerciales esa noche sobre la zona del Estrecho observaban luces que aparecían durante de ellos en trayectoria de impacto y que a continuación desaparecían para volver a aparecer, todo esto, sin que reflejaran ecos en el Radar de posicionamiento.

El radar civil, al no tener constancia de más vuelos por esta zona salvo las que conocían sus controladores, pidió seguridad para el espacio aéreo referido y despegamos dos Eurofighter de la Base de Morón de la Frontera (Sevilla).

Divisamos en dirección Sur-Este, una formación de luces que volaban a una altura superior a los 3.500 pies e iniciamos maniobra de persecución. Justo en la vertical de la Ensenada de Barbate (Cádiz), toda la formación de luces (9 en total) se precipitaron en caída sobre el mar en clara maniobra de ocultación. Desde la altura que cayeron unos 5.000 pies y la velocidad de impacto contra la superficie del mar NO EXISTE ningún tipo de fuselaje que pudiera resistirlo, pero allí no pasó absolutamente nada, no hubo explosión alguna y lo que fuera aquello eligió el mar para ocultarse.

La Madrugada del día 8 de Febrero de 2012, hubo dos alertas, la primera 2:20 GTM y la segunda a las 4:00 GTM. La Base Aérea de Gando (Gran Canaria) detectaba en su zona de exclusión aérea ecos que aparecían y desaparecían “sin más, literalmente jugando con el Radar Militar”, los Mirage FIII que protegen aquella zona no encontraban nada que pudiera provocar tales ecos ni tenían contacto de ningún tipo con nada que no fueran rutas de tránsito rutinarias.

A las 2:20 GTM suena la primera alerta y me vuelvo a ver de lleno metido en otro “fregao OVNI”, noche tremendamente fría pero preciosa, tras varios vuelos con dirección sur-oeste, sobrevolando el litoral de la costa Onubense, variamos zumbo Noroeste (Sierra de Huelva y Sierra Norte de Sevilla) todo ese cuadrante que suele ser muy “caliente” en cuanto a encuentros OVNI, allí no había nada y volvemos a tomar rumbo de vuelta.

A las 4:00 GTM con 2 grados bajo cero en las pistas, vuelve la alarma, esa vez la “cosa está clara” algo hay oculto sobre las verticales de los embalses situados en la población de Aznalcollar y Gerena (Sevilla). El primero el Embalse del Agrio y el segundo del Esparragal. Aviso de una población cercana a la Guardia Civil de “las Pajanosas” (Sevilla) dicen haber visto algo extraño en los cielos. Volvemos a realizar otro despegue (las 24 horas del día siempre hay (2) cazas que en menos de (3) minutos están en el aire) y tomamos rumbo hacía la zona marcada.

NOTA: Puedo marcar verticales pero no coordenadas exactas por motivos de seguridad militar

Y cuando llego allí me encuentro con dos naves inmensas ocultas en una extraña niebla que siguen ruta Norte. Los sistemas de control, comunicación, control de armamento, eyección, radares de posicionamiento y todo, TODO FALLA, el avión que piloto, pasa a una velocidad de desaceleración que me hace sentir un miedo enorme a poder entrar en barrena (caída en picado), en breves segundos todo vuelve a la normalidad y las dos naves “inmensas” que tengo delante del morro del avión desaparecen junto con la niebla que las envolvía.

Mi otro compañero, es un oficial de otra graduación a la mía y recién salido de la Academia de San Javier (Murcia), la criatura, es su bautismo de fuego en cuanto a este tipo de encuentro y la verdad que a todos la primera vez nos marca, pero después te acostumbras y lo ves, como algo cotidiano.

Querido José Manuel, si esta gente quisiera hacernos algo, nada podríamos hacer contra ellos, nos machacarían antes de movernos.

LE PUEDO ASEGURAR QUE TODO LO QUE LE DIGO ES CIERTO, usted es libre de actuar como quiera y de creerlo o no, nuestro trabajo en este sentido es ver, ir y callar”.

El documento es tan impresionante como esclarecedor en cuanto al fenómeno OVNI y lo que narra a través del mismo que, debidamente contrastado, demuestra su credibilidad.

 

EL HOTEL ENCANTADO DE SALTO DE TENQUEDAMA

EL HOTEL ENCANTADO DE SALTO DE TENQUEDAMA

Por: Jose Manuel García Bautista

Es, sin duda alguna, uno de los lugares más emblemáticos que podemos encontrar en Colombia si queremos realizar un viaje de misterio, un viaje en busca de las casas encantadas y edificios embrujados, es el lugar donde se enclava el mítico hotel del Salto o Salto de Tequendama.

Es el edificio más encantado y con más historia, paranormal, del país, allá donde el viajero ve interrumpido su descanso debido a los misteriosos hechos narrados en su interior y que, poco a poco, va ganando ese terreno en la persona tan frágil como es la línea divisoria que separa la realidad de la ficción.

Se enclava en un paisaje natural donde una impresionante cascada encastrada en la roca y vegetación de la zona llama poderosamente la atención. El agua cae desde una altura de 127 metros y suele ser uno de los lugares más visitados del país, allí, majestuoso, dejando ver las líneas clásicas de su arquitectura, se alza, impertérrito, el viejo hotel, allá donde se unía la vida y la muerte o de dejaba a aquella para encontrar a esta.

Fueron mis buenos amigos Juan José Revenga y Lorenzo Fernández Bueno los que me hablaron de este lugar y de sus misterios, hoy he tenido la oportunidad de visitarlo, de investigarlo y de dejarme llevar por su encanto y por las terroríficas experiencias que en su interior se cuentan.

El edificio es muy antiguo, casi un siglo lo contempla. Fue construido en 1923 por una empresa alemana y se inauguró en 1927, siendo iniciativa de Pedro Nel Ospina, presidente de la época; era ciertamente elitista donde lo más granado de la sociedad capitalina se reunía, si bien se pretendía que fuera una estación de tren. Las vistas y el entorno hicieron que se convirtiera en un centro social muy popular. Desde el acantilado se domina el horizonte y no fueron pocos los que acudían al lugar para lanzarse al vacío, suicidarse, y perder la vida. Ello hizo que el hotel fuera perdiendo el glamour de antaño y se fueran quedando lastrado en el olvido tomado por el tiempo. Comenzaron a proliferar historias de fantasmas y apariciones espectrales en su interior y comienza su historia paranormal.

En Colombia lo llaman, popularmente como el ‘Lago de los Muertos’ y se advertía a los suicidas la prohibición se acercarse demasiado al precipicio para evitar muertes. Pero aún así estas se producían. De entre los casos más llamativos encontramos el de una religiosa, una monja que cayó desde aquella altura.

En 1932 fue Alberto Campos el que decidió perder la vida en el Tequendama, dejó una carta en la cual se podía leer: “No culpen a nadie de mi muerte ni digan otra cosa que la siguiente. Estaba satisfecho de la vida y no quería vivir más. A mi padre tenga valor para no demostrar su pena. A mi amor: te quise y muero con el deseo de que no sufras demasiado. A mi hermano, mucho juicio de ahora en adelante (…)”, tal y cómo publicó el periódico “El Tiempo”.

María Prieto tenía 18 años sólo y pertenecía a una distinguida familia de la ciudad, pero el amor y el desamor no atiende a la posición social y también quiso dejar una nota de suicidio: “Por la ingratitud de mi novio, me confundo en la profundidad del misterioso Salto del Tequendama. María”.

Mi buena amiga Mado Martínez publicó un libro sobre los misterios de Colombia y a ella Francisco Guacaneme le narró como en el lugar, cierta noche, pudo escuchar un susurro de otro mundo; a aquel susurro le acompañó una serie de ruidos extraños y el ladrido inquieto de los perros. Pero el susurro volvió a surgir con fuerza verbalizando el nombre de Francisco. Encendió la luz y sólo pudo notar un frío gélido que le calaba cada poro de su cuerpo. Salió de la habitación y, a cierta distancia, pudo ver el deambular de una monja inexistente: “Traté de preguntarle que hacía allí pero no recibí respuesta. Luego ella se giró y caminó hacia la oscuridad de una colina para nunca más volverla a ver”.

Edwin Robles, investigador y experto en temática paranormal, explicó a Mado Martínez como acudió junto a un grupo de trece personas al hotel del Salto del Tequendama, una de las personas que le acompañaba quiso “inspeccionar” de forma independiente el edificio, la casona de tres pisos con dos sótanos, en la oscuridad de la noche: “La casa abandonada tenía las paredes peladas, llenas de grafitis, sin suelo; pisabas sobre la arena; las ventanas sin vidrios”, narraba Robles en ‘Colombia Sobrenatural’. Después de media hora buscando a la joven Edwin Robles, con cámara de visión nocturna bajó a la zona de los sótano: “De repente apareció la muchacha quien estuvo perdida por alrededor de una hora”. Era como si hubiera perdido la noción del tiempo.

En el edificio, a decir de los testigos, se producen todo tipo de fenómenos extraños, apariciones y parafonía, es el lugar más encantado de Colombia y hoy es la Casa Museo Salto de Tequendama Biodiversidad y Cultura. El Hotel “El Refugio del Salto” es un Museo, donde muchos viven de forma muy especial el misterio que él encierra y que tiene que ver mucho con ese temido “más allá”. Atrás quedó el Salto de Tequendama, en el kilómetro 5,7 vía Mesitas, Vereda San Francisco, Soacha (Cundinamarca), con mi gratitud a los que me enseñaron que lo imposible también tiene un hueco en este entorno indescriptible.

 

FORMAS EN LAS QUE PODRÍA LLEGAR EL FIN DEL MUNDO

FORMAS EN LAS QUE PODRÍA LLEGAR EL FIN DEL MUNDO

Por: Jose Manuel García Bautista

¿Se ha planteado alguna vez como será el fin del Mundo? ¿Ha pensado alguna vez cuanto tiempo le queda de “vida” a este castigado planeta nuestro? No son preguntas que uno se suela formular pero que, sin embargo, son lo suficientemente inquietantes como para que rechacemos la simple idea de pensar en ello y de eso sólo tiene la culpa un motivo: nuestro propio miedo.

El cruel destino a veces nos juega malas pasadas y tal vez ese “gran rey del terror” que vendrá del cielo y provocará el caos en la Tierra no esté tan encriptado como todos creen que nos dejó sentenciado el ya célebre Michel de Nostradame. Actualmente uno de los mayores y más ignorados peligros que amenaza a la Tierra, junto con el propio egoismo, vanidad y capacidad de destrucción humana, proviene del cielo, de fuera de nuestro planeta azul… Viajeros espaciales incansables en un infatigable camino por el Universo infinito, esos viajeros son los asteroides, errantes masas rocosas de mayor o menor tamaño que en cualquiera de los casos suponen un peligro potencial en caso de impacto directo con nuestro planeta. Muchos científicos los califican como “los peligros del siglo XXI” y no les falta razón, muchos ya nos han pasado relativamente cerca como el famoso “Toutatis”. El 1997XF11 dio el susto en 1998, con un diámetro de apenas 2 kilómetros no fue advertido hasta que se encontraba muy cerca de la Tierra, en un principio se calculó que podría impactar el 26 de Octubre de 2028, según cálculos de recreación informática, los valores fueron retomados y rectificados y el nuevo cálculo arrojo un valor más prometedor, pasaría a 1.150.000 kms… Se respiró con alivio pero los científicos advirtieron: “la posibilidad de choque aún no está descartada…” El “Apophis” amenaza nuestro planeta para el 2019…

Las consecuencias de un choque entre nuestro planeta y un asteroide de estas características serían fatales. La potencia que liberaría sería el equivalente a dos millones de bombas atómicas como las detonadas durante la IIª. Guerra Mundial… Si impactara en alguno de nuestros océanos levantaría una ola de varios miles de metros de altura, una mega Tsunami (ola gigante) que nos arrasaría. La devastación sería total y se produciría el equivalente a un “invierno termonuclear” en el que perecerían casi todas las criaturas vivas que hoy lo pueblan. Una nube de polvo cubriría de partículas nuestra atmósfera produciendo una oscuridad total, los rayos solares no pasarían, el calor se perdería así como las cosechas, los alimentos, la cadena alimenticia y el hombre…

Clark Chapman del Instituto Científico de San Antonio afirmó que “podría estar acercándose un asteroide mortal para nuestra Humanidad en estos momentos y no nos daríamos cuenta…” Prueba de ello es el asteroide 1989FC de 500 metros de diámetro y un peso aproximado de 50000 millones de toneladas de peso que viajaba a 70000 kms/h y que pasó por el mismo punto en el espacio que la Tierra con una diferencia de sólo 6 horas…¡Casi en rumbo de colisión sin ser detectado!

Actualmente existe una escala denominada como la “Escala de Turín” en la que con valores del 0 al 10 se puntúa la probabilidad de impacto de uno de estos errante cuerpos espaciales, el valor 10 simboliza el daño total con una probabilidad de intervalo mayor de 100000 años.

Algunos de los últimos asteroides descubiertos son el 2002NY40 y 2002NT7, ambos de dimensiones capaces de provocar una catástrofe más que probable. El primer asteroide es sólo ligeramente menor que el Hermes, que también se acercó en 1937, aunque a una distancia mayor: aproximadamente de 700.000 kilómetros y su máximo acercamiento lo realizó a la con nuestro planeta el 19 de Agosto de 2002 pudiendo ser contemplado “nítidamente” con unos simples prismáticos, de haber chocado hubiera liberado el equivalente a una explosión de 200.000 megatones de TNT, doscientas veces más que la suma de todo el arsenal nuclear del mundo. Incluso al segundo de ello se le llegó a poner fecha de impacto con la Tierra: el 1 de Febrero del 2019… Afortunadamente se reevaluaron los cálculos y la probabilidad de impacto se vio disminuida en una contra seis millones… Pero no por ello hemos de dejar de preocuparnos, el peligro puede llegar desde fuera, desde el espacio, desde los confines del Universo y mañana puede ser tarde para reaccionar.

La Sociedad Astronómica de España y América llamó a la calma y ha afirmó tranquilizadoramente que “lo más probable es que la historia de la Humanidad siga teniendo otras amenazas de supervivencia, más preocupantes por su mayor frecuencia, y que en los próximos 1000 años no suceda casi nada por causa de los meteoritos”. Aunque esta afirmación no la pueden sostener con seguridad…

Los objetos que están considerados como PHA’s (Potentially Hazardous Asteroids / Asteroides Potencialmente Peligrosos) para nuestro planeta son:

Nombre Encuentro Distancia (U.A.)
2000 WO107 21 Dic. 2140 0,000542
2001 WN5 26 Jun. 2039 0,001485
1999 AN10 7 Agos. 2027 0,002652
2002 NY40 18 Agos. 2002 0,003524
2002 WN5 25 Jun. 2028 0,004367
2002 CU11 31 Agos.2080 0,004427
1999 RQ36 22 Sept. 2060 0,005548
2001 YB5 7 Ene. 2002 0,005571
1999 MN 2 Jun. 2010 0,007625
1998 HH49 17 Oct. 2023 0,007852
2000 UG11 9 Nov. 2008 0,009096
(4179) Toutatis 29 Sept. 2004 0,01036
(25143) 1998 SF36 26 Jun. 2004 0,0129
(7482) 1994 PC1 18 Ene. 2022 0,01325
1999 VP11 22 Oct. 2017 0,01511
1999 NM 11 Jul. 2004 0,01737

 U.A. = Unidad Astronómica.
 1 U.A. = 150.000.000 kms.

La “tranquilidad” –muy entre comillas- llega a los habitantes de este agotado planeta de la mano de uno de los profetas más respetados y admirados de la Historia: Nostradamus. El famoso científico y hombre de bien prosiguió sus cuartetas y sentencias predictivas hasta el año 3797 por lo que hasta esa fecha parece que nuestro mundo deberá estar más preocupado de lo que hacen sus habitantes que de lo que del cielo nos pudiera llegar, pero por si acaso más vale que no olvidemos a ese “gran rey del terror” que llegará del cielo puede estar hoy muy cerca…

Un peligro cósmico se acerca a la Tierra, su llegada y posible –sólo posible- impacto contra nuestro planeta sucedería en el año 2019. La fecha dada inicialmente por los astrónomos para esta Nemesis espacial es la del 1 de Febrero de 2019, su nombre 2002NT7, así el doctor Don Yeomans, del Laboratorio de Propulsión de la Nasa, dijo al ser consultado al respecto: “Podemos descartar las posibilidades de que haya un impacto el 1 de febrero de 2019”, aunque no descartó un impacto posterior… “Aunque no podemos descartar completamente un impacto el 1 de febrero de 2060, lo más seguro es que esa posibilidad también sea descartada muy pronto”. Hoy día advertimos la presencia de estas masas rocosas, potencialmente peligrosas para nuestro planeta –en caso de impacto-, cuando casi las tenemos encima, no habiendo una tecnología capaz ni de captarlas antes ni de desviar su rumbo.

Pero hay otros escenarios para ese posible fin del mundo: cambios climáticos, epidemias, terrorismo, pandemias, meteoritos…

1. Cambio climático
Nick Brooks, investigador del Centro Tyndall para la Investigación del Cambio Climático en la Universidad de East Anglia: “A finales de este siglo es posible que los gases invernadero se hayan doblado y que la temperatura global haya aumentado al menos 2 grados. Esto es más calor de lo que la Tierra haya experimentado ene l último millón y medio de años. En el peor caso podría alterar el clima en muchas regiones del mundo. Podría llevar a una inseguridad alimenticia global y al colapso masivo de sistemas sociales existentes, causando migraciones y conflictos por los recursos a medida que partes del mundo se hacen inhabitables. No creo que signifique el fin de los humanos, pero tendría un potencial devastador”.

2. Pandemia viral
Así lo explica la viróloga María Zambón del Health Protection Agency’s Influenza Laboratory, desde la investigación de la gripe de la sanidad británica: “Durante el último siglo hemos tenido 4 grandes epidemias de gripe, además del SIDA y el SARS –el síndrome respiratorio severo agudo, que ha extendido el uso de mascarillas en China y Asia-. Las pandemias masivas asolan el mundo cada siglo y es inevitable que al menos una ocurra en el futuro. En estos momentos la preocupación más seria es el virus de la gripe aviar H5 en los pollos del sureste asiático. Si este virus aprendiese a transmitirse de humano a humano podría extenderse rápidamente por todo el mundo. La gripe de 1918 causó 20 millones de muertes en sólo un año, más de las que causó la Primera Guerra Mundial. Un brote similar hoy podría tener un impacto más devastador”.

3. Terrorismo
El profesor Paul Wilkinson, presidente del consejo asesor del Centro de Estudio del Terrorismo y la Violencia Política de la Universidad de San Andrews, reflexionaba: “La sociedad hoy es más vulnerable al terrorismo porque es más fácil que un grupo malevolente consiga los materiales necesarios, la tecnología y la experiencia para hacer armas de destrucción masiva. Ahora mismo, la causa más probable de bajas masivas a gran escala por terrorismo sería un arma química o biológica. Liberar a gran escala algo como el ántrax o el virus de la viruela tendrían un efecto gigantesco, y las comunicaciones modernas enseguida lo convertirían en un problema transnacional.”

4. Guerra nuclear
Lord Garden, mariscal del Ejército del Aire británico y portavoz de defensa del partido Demócrata Liberal, explicaba sobre esta posibilidad: “En teoría una guerra nuclear podría destruir la civilización humana pero en la práctica pienso que el tiempo de ese peligro ya ha pasado. Hay tres puntos potenciales de atención nuclear actualmente: Oriente Medio, India-Pakistán y Corea del Norte. De estos, Corea del Norte es el más preocupante, con un ejército convencional, de gatillo suelto, que podría empezar una guerra por accidente. Pero me gusta pensar que las barreras contra el uso de armas nucleares se mantienen altas por la forma en que hemos desarrollado un sistema internacional de restricción del uso nuclear. La probabilidad de guerra nuclear en una escala global es baja, aunque permanece la posibilidad de uso nuclear por un estado descontrolado o fanáticos extremistas”.

5. Supervolcanes
El profesor Bill McGuire, director del Benfield Hazard Research Centre en la University College de Londres, reflejaba en un estudio: “Aproximadamente cada 50.000 años la Tierra experimenta un supervolcán. Más de 1.000 kilómetros cuadrados de tierra pueden deshacerse en un flujo de ceniza piroclástica, todo alrededor puede cubrirse de ceniza y gases sulfúricos se inyectarían en la atmósfera, creando un fino velo de ácido sulfúrico alrededor del planeta que no dejaría pasar la luz del sol durante años. En pleno día no habría más luz que en una noche de luna llena. El daño global de un supervolcán depende de dónde se produzca y cuánto tiempo el gas tape la atmósfera. Taupo, en Nueva Zelanda, fue el supervolcán más reciente, hace 26.500 años. Sin embargo, el más dañino supervolcán en la historia humana fue Toba, en Sumatra, Indonesia, hace 74.000 años. Estaba bastante cerca del ecuador, así que inyectó gas rápidamente en ambos hemisferios. Los datos demuestran que las temperaturas bajaron dramáticamente los cinco o seis años siguientes, con condiciones heladas en los trópicos.” En Yellowstone EE.UU. y Toba están esas dos amenazas.

6. La Tierra, engullida por un agujero negro
Richard Wilson, profesor de física e investigador de la Universidad de Harvard (EEUU), analizaba esta opción en profundidad: “Hará unos siete años, cuando el Recolector Relativista de Iones Pesados se estaba construyendo en el Laboratorio Nacional Brookhaven de Nueva York, había la preocupación de que pudiera formarse un estado de materia densa que no había existido antes. En aquel momento era el acelerador de partículas más grande construido en el mundo y permitía hacer que chocasen con inmensa fuerza iones de oro. El riesgo era que aquello pudiera llegar a una fase que fuera suficientemente densa como para ser como un agujero negro, tomando materia del exterior. ¿Acabarían los laboratorios Brookhaven –y quizá también la Tierra entera- engullidos por un agujero negro creado por el nuevo acelerador? Usando la información que ya conocemos sobre los agujeros negros en el espacio exterior, hicimos un cálculo para descubrir si el acelerador de partículas de Brookhaven era capaz de formar tal agujero negro. Ahora estamos bastante seguros de que esa fase de la materia no se formará en Brookhaven y que no se tragará a la Tierra cuando colisionen estas partículas”.

Hoy he querido unir Ciencia y Misterio para mostrarle un escenario, el del “Fin del Mundo” que, tal vez, no se encuentre tan lejos como pensamos.

 

MISTERIOSO OVNI AVISTADO EN LA LOCALIDAD DE BRENES

MISTERIOSO OVNI AVISTADO EN LA LOCALIDAD DE BRENES

Por: Jose Manuel García Bautista

En la mañana de este miércoles 2 de agosto varios testigos han divisado un objeto ovalado, que emitía mucha luz con fuertes destellos y se movía paralelamente al horizonte

Está siendo el verano del 2017 particularmente activo en cuanto a misterios aéreos y fenómenos desconocidos se refieren, los OVNIs de antaño que no pierden actualidad y vuelven a materializarse hoy para seguir llenándonos de asombro e incredulidad.

Esa sensación es, precisamente, la que sintió la protagonista de un encuentro con un Objeto Volador No Identificado en la localidad sevillana de Brenes en la mañana del 2 de agosto. Algo tan increíble y desconocido en el cielo que apenas podía creer lo que estaba viendo. Su nombre es Sandra y a las ocho y media de la mañana pudo ver algo sorprendente: “Iba a trabajar y llevé a mi hija a casa de mi madre, fue entonces cuando vi en el cielo una forma que emitía mucha luz, casi te podría decir que tenía forma ovalada, emitía destellos fuertes que destacaba pese a las claras del día y la hora que era; la luz que emitía era irregular y estuvo mostrándose casi un minuto. Yo no me podía creer lo que estaba viendo, me quedé, con cuidado, observando aquella forma y vi cómo, paulatinamente, iba menguando su tamaño y cada vez se iba haciendo más pequeño hasta que llegó el momento en el que desapareció”.

Sandra, visiblemente emocionada, con los vellos de punta, recuerda cada segundo de este avistamiento, añade: “yo no soy impresionable, a mi pareja y a mí nos gustan estos temas, hace un tiempo, íbamos a pasar unos días a Gibraltar, al Peñón, y vimos, en la oscuridad de la noche, un juego de tres luces que nos dejó boquiabiertos, pero lo de esta mañana ha sido impresionante”.

La testigo llamó la atención de otra persona, Jesús, empleado de un bar cercano quién le dijo, a modo de broma: “Ya están aquí” pero cuando el joven miró aquella forma luminosa comprobó como lo que ambos estaban viendo era realmente extraordinario.

Paralelamente a lo que pudo vivir Sandra otra persona, Fernando Romero, conducía desde Tocina a Sevilla, sobre la misma hora vio el misterioso objeto: “Era una forma luminosa muy grande, era un punto de luz que destacaba en el cielo, se veía perfectamente y podría tener, desde la posición del conductor, el tamaño de una canica de las grandes. El objeto, o lo que fuera, de desplazaba en paralelo al horizonte, lentamente. Pensé, de primeras, que se trataba de un avión que estaría entrando en Sevilla con los focos encendidos pero cuando fijé la vista y lo vi con detenimiento me di cuenta que no, aquella luz decrecía de tamaño y aceleraba y se paraba, era muy extraño. Entonces, al cabo de unos treinta segundos, desapareció y me dejó de piedra. Yo no creo en estas cosas de los OVNIs y los extraterrestres pero desde luego algo muy raro si sé que era aquello”.

Con esta información se han realizado las oportunas comprobaciones para determinar la naturaleza de la observación de los testigos que, sin tener ninguna relación entre sí, han coincidido en la descripción del mismo. Consultadas fuentes del Control de Vuelo de Sevilla confirman que no tienen registrado tráfico aéreo que se ajuste a los patrones visualizados por los testigos. Igualmente en el Control Militar la información es la misma -con las reservas que pudiera darse al pertenecer al Ministerio de Defensa-. En cuanto a las condiciones de visibilidad se consulta la posibilidad de algún tipo de evento astronómico, o en la bóveda celeste, que coincida y pueda explicar este avistamiento OVNI pero es infructuoso. El paso de la ISS (la Estación Espacial Internacional) tampoco es válido en este caso. Por definición propia, literal, lo visto por los testigos se trata de un Objeto Volador No Identificado.

Los eventos astronómicos para este mes de agosto serán las tradicionales “Lágrimas de San Lorenzo” en torno al día 12 (Perseidas), sin olvidarnos del eclipse parcial de Luna llena del día 7 de este mes, igualmente el día 16 de Luna ocultará a la estrella Aldebarán que en el mes de Julio, al estar en una brillante conjunción Luna-Venus-Aldebarán dio no pocas alertas OVNI en Andalucía.

El fenómeno OVNI sigue estando presente en los cielos de Sevilla, un fenómeno atemporal que se muestra a los testigos en cualquier momento del día y que puede romper los esquemas conocidos en cuanto a patrones de “cosas que vemos en el cielo y que no sabemos lo que son”, el OVNI de Brenes sólo ha sido el inicio de, a buen seguro, otros avistamientos en Sevilla.

 

TASSILLI N’AJJER: EL GRAN DIOS MARCIANO

TASSILLI N’AJJER: EL GRAN DIOS MARCIANO

Por: Jose Manuel García Bautista

Si viajamos a Tassilli N´Ajjer comprenderemos como aquellos pueblos primitivos de nuestra antiguedad creían en algo más…

Ubicada en Argelia, en la meseta de Tassilli en el desierto del Sáhara, a diez kilómetros de la ciudad más cercana, Djanet, encontraremos unas hermosas pinturas rupestres que magnifican todos los acontecimientos de esa comunicación con los antiguos dioses. Datadas en el Paleolítico superior y el Neolítico, hace más de 8.000 años, se representan escenas en los que seres superiores “raptan” a lugareñas, a pobladoras. Seres representados de forma ejemplar, de talla superior indicándonos que su tamaño es una alegoría a lo que representan… El más destacable de todo este conjunto pictórico es aquel en el que emerge la figura de un curioso ser, sobre la pétrea superficie se representa la veneración a un Dios de rasgos poco humanos y es una de las pinturas rupestres más enigmáticas jamás encontradas. Las primeras informaciones sobre este maravilloso “museo” paleolítico nos llegan de los años de La Primera Guerra Mundial, imágenes y datos tomados por la Legión Extranjera Francesa que habían explorado regiones a más de 1.400 kilómetro de Argel. Charles Brenans, a comienzos de 1933, tomó unas fotografías que mostró a los arqueólogos y geógrafos franceses , el teniente Brenans era el responsable del puesto de Djanet, y fue el encargado de realizar un reconocimiento con su escuadrón de camellos sobre la meseta, durante aquel reconocimiento descubrió las cuevas, unas cuevas adornadas de vívidas e impresionantes pinturas.

Con rapidez se propagó la noticia del descubrimiento en aquellas zonas creídas inhóspitas, la sociedad de la época creía que allí nadie podría haber vivido nunca… Pero rendidos ante la evidencia reconocieron la admiración por aquellas pinturas rupestres donde se ponía de manifiesto la vida material, espiritual y religiosa de los pueblos del paleolítico del Sáhara. Los científicos de la época menos ortodoxos no dudaban en afirmar que la zona africana donde se había realizado el descubrimiento fue, hace 4.000 años, un vergel de vida, el hallazgo de estas pinturas venía a ser la ratificación de aquellas afirmaciones.

Se realizaron varias expediciones de investigación y estudios hasta Tassili. De sus pinturas se desprendía la necesidad del hombre de representar y estar en contacto con ese más allá, llamémoslo como dioses, como plano paralelo o como mundo de los muertos… Se hicieron concienzudos trabajos sobre todo el conjunto rupestre pero la explosión de la Segunda Guerra Mundial hizo que casi todo pasara a un segundo plano, los mejores especialistas se encontraban sirviendo en la guerra a las órdenes de Francia y en esta ocasión se debió de pedir ayuda al Ejército francés por su experiencia y protección. Así sería como el etnólogo y arqueólogo francés Henri Lhote se encontraría, por primera vez, con Tassili, era uno los especialistas más destacados de su época, se decía de él que tenía un carácter excepcional y que era amante del desierto. Tassili sería su paraíso perdido…

Lhote tenía una amplia experiencia en el desierto, sumaba más de 80.000 kilómetros a través de él, gozaba de la amistad del pueblo Tuareg y de los pueblos asentados en la región de los ríos secos en el macizo de Ahaggar. Pero su nombramiento para investigar las pinturas de Tassili se realizó gracias a todo el conocimiento aprendido sobre el terreno, en el mismo desierto, gracias a lo cual obtuvo el doctorado por la Universidad de París. Tras aquel ajetreado año comenzó a preparar la expedición que le llevaría a Tasssili para investigar sus enigmáticos “dioses” de Tassili, pero esta debería esperar…

Uno de los primeros trabajos de Lhote en Tassilo fue el calco y coloreado de las pinturas. Destacaba la riqueza de motivos representados así como la gran cantidad de pinturas que decoraban cada palmo de las “paredes” de aquella cueva, era una explosión del arte rupestre en el corazón de aquel infierno en mitad del Sahara. Las pinturas representaban formas extrañas como cazadores, arqueros, grandes escenas de la vida cotidiana, pequeñas gacelas o los descomunales y amenazantes “dioses” que se localizan en superficies… ¿Qué trataban de decirnos aquellos primitivos cronistas?

El equipo de Henri Lhote exploró la región de Tan-Zumaitak y la de Tamir, Henri Lhote para posteriormente dirigirse al pequeño macizo de Yabbaren. Charles Brenans le dijo proféticamente a Lhote un sentimiento que lo invadiría: “Cuando veas Yabbaren te quedarás estupefacto”. La vista es sencillamente sobrecogedora y más cuando en lenguaje tuareg descubrimos que “Yabbaren” significa “Los Gigantes”. Aquellos gigantes o dioses que vigilan o raptan a las mujeres del pueblo, aquellos gigantes que pueden ser la representación de un más allá idealizados como seres superiores… Para la historia quedaron como los supuestos cosmonautas, quizás dejándose arrastrar por una corriente más amarillista dentro del mundo del misterio más que de la arqueología, su verdadero campo de investigación. Henri Lhote escribió sobre estas desconcertantes pinturas: “Cuando nos encontramos entre las cúpulas de areniscas que se parecen a las aldeas negras de chozas redondas no pudimos reprimir un gesto de admiración hasta el punto el caos es salvaje e impresionante”. Y es que el investigador francés halló una especie de pequeña ciudad, con sus calles y demás elementos urbanos en las que todas las paredes están cubiertas por representaciones de estos dioses con “cabezas redondas”, imágenes de gran tamaño cuya factura ha sido datada entre el 7.500 o el 8.000 a.C.

La extrañeza de aquellos dibujos han llevado a muchos a preguntarse sobre lo que nos quisieron decir aquellos primitivos habitantes de la meseta de Tassili, esas representaciones de posible dioses o cosmonautas que llegaron a la tierra durante el periodo paleolítico…, o con los que se estableció contacto en pleno paleolítico… Puede que representen a seres superiores, los shemsuhor que descendieron sobre el Antiguo Egipto antes de sus castas… ¿Por qué no? Seres superiores que fueron representados en esta región montañosa del sur de Argelia y que el temor de sus pobladores hizo que los pintaran, para su inmortalidad, observando la convivencia, evolución y técnica de los primeros grupos humanos.

Sobre aquellas jornadas de trabajo y observación, tras contemplar en Yabbaren el llamado “Gran Dios Marciano” Henry Lhote escribiría: “Hay que retroceder un tanto para verlo en conjunto. El perfil es simple, y la cabeza redonda y sin más detalles que un doble óvalo en mitad de la cara, recuerda la imagen que comúnmente nos forjamos de un ser de otro planeta. ¡Los marcianos! Qué título para un reportaje y qué anticipación. Pues si seres extraterrestres pusieron alguna vez pie en el Sahara, hubo de ser hace muchísimos siglos ya que las pinturas de esos personajes de cabeza redonda del Tassili, cuentan, por lo que colegimos, entre las más antiguas. Los “marcianos” -prosigue- abundan en Yabbaren y hemos podido trasladar no pocos frescos espléndidos referentes a su estadía. Brenans había señalado algunos pero las mejores piezas le habían pasado por alto pues son prácticamente invisibles y para volverlas a la luz ha sido menester un buen lavado de las paredes con esponja.”

A él ese pueblo lo definiría como su “Dios” o su “Gran Dios Marciano” y para contactar con él recurrirían a todo tipo de ungüentos y pócimas alucinatorias que propiciar ese viaje más allá de las fronteras de la Ciencia… El contacto por saber de aquellas “raptadas” que, tal vez, simplemente perecieron en un desastre natural, o entre guerras tribales, y que ellos en su saber popular prefirieron creer que ese ser superior las había llevado junto a él. Explicaciones sobrenaturales para explicar o calmar la pena ante la muerte y el dolor. La firme creencia de una existencia en otro mundo, otro plano u otra vida cierta con la que no podemos contactar salvo que exista un canal de comunicación evidente, o sólo para aquellos con un don muy especial…

De estas épocas pretéritas casi ya olvidadas en el tiempo tenemos los diferentes yacimientos y pinturas rupestres existentes por todo el globo en el cual queda patente la necesidad de creencia en un más allá por el tipo de sepulturas y ajuares funerarios encontrados y los ritos a ellos asociados (posición fetal del los cuerpos, orientaciones, ubicación, etc). Esto nos permite llegar al antiguo Egipto en sus más tempranas épocas, donde también eran muy prestigiados los diferentes oráculos, como el existente en el oasis de Siwa, y entre otras cosas el no demostrado origen de elementos tales como el tarot, los espejos pulidos y otros ritos místicos relacionados. No podemos olvidar incluir que esa misma mística llevó al hombre de la época a construir un “aparato”, siguiendo unas instrucciones muy precisas, para hablar con Dios…, el Arca de la Alianza y su posible ubicación en el actual África dejan en evidencia este desaforado intento del hombre por la comunicación con el más allá.

De aquellos intentos por contactar con el más allá de aquellos primeros pobladores de hace más de 10.000 años vamos a saltar, en este viaje en el espacio y en el tiempo que les proponemos, hasta la antigua Grecia, cuna de pensadores, de oradores, de guerreros, de libertad y de libertades, de tolerancia, mística y misterios…

 
 
A %d blogueros les gusta esto: